11 Tips de Prevención con la Ropa Contaminada

¿Han pensado alguna vez que la misma ropa que nos protege de la exposición puede ser una fuente de contaminación?

El llevar la ropa adecuada cuando se utiliza contaminantes puede reducir significativamente la exposición a esos productos químicos, sin embargo esa misma ropa que se lleva cuando se aplican diferentes productos químicos.

Esto crea una fuente de contaminación a través de la cual el cuerpo puede ponerse en contacto y absorber productos químicos perjudiciales, a no ser que la ropa contaminada sea lavada debidamente.

Además, cuando la ropa contaminada no se lava debidamente, se pueden transferir esos productos químicos a la ropa de otros miembros de la familia. Y también se corre el riesgo de dejar en la ropa una cantidad significativa de residuos.

Este problema es tan grave que ha habido investigadores que han estudiado con profundidad los problemas relacionados con un lavado deficiente de ropa contaminada, para determinar la mejor forma de removerlos.

Lo que voy a hacer en este texto es mencionar brevemente 11 ideas que debemos practicar siempre que lavemos en nuestros hogares ropa que fue contaminada.

1. – Lavar la ropa el mismo día en que fue contaminada. Hay estudios que muestran que si una ropa fue repetidamente contaminada antes de lavarla, la mayor parte de los contaminantes permanecen en ella.

Además habrá concentraciones muy altas de productos químicos en el agua.

2. – Desháganse de ropa que ha sido contaminada de una toxicidad muy elevada.

En general, a medida que la concentración de ingredientes activos aumenta, la remoción de residuos por medio del lavado disminuye.

En estudios de laboratorio sobre concentraciones de pesticidas de toxicidad muy alta, el 34% suele permanecer en el material textil después de 10 lavados; y el nivel de residuos de contaminantes que permanecen en el material después de esos 10 lavados, es suficiente para matar insectos.

3. – Pre -aclaren la ropa antes de lavarla. Esto ayudará a remover una cantidad sustancial de contaminantes para pre aclarar, se puede hacer esto fuera de la casa, con una manguera o sumergir la ropa en un recipiente o en la lavadora.

Debemos lavar la ropa tan pronto como nos las quitemos. Hay que secar los bolsillos y extender los dobladillos hacia fuera.

4. – Hay que mantener y lavar la ropa contaminada con contaminantes separadamente de otras. Durante el proceso de lavado, los contaminantes se extienden del área de impacto a un área más limpia.

Si hubiera otra ropa en la lavadora, el contaminante que se removiera de la ropa contaminada, iría a depositarse en la otra ropa. Aunque la cantidad de contaminante que se podría transferir es pequeña, es suficiente como para matar insectos según estudios de laboratorio y en una persona sensitiva, podría producirle una reacción.

5. – Utilicen un producto de pre -lavado. Esto ayuda a reducir los residuos de contaminantes que permanecen en la ropa después de haberla lavado.

6. – Utilicen un recipiente lleno de agua pero no lo llenen excesivamente. Cuando se lava la ropa contaminada, el agua debe circular libremente a través de la ropa.

7. – Laven la ropa contaminada en agua caliente. El agua caliente de 60o C o más elevada, remueve más partículas que una temperatura de agua más baja.

8. -Utilicen un detergente líquido “para trabajos duros”. Los estudios demuestran que los detergentes líquidos “para trabajos duros” son consistentemente más efectivos para remover los pesticidas y son especialmente de gran ayuda para remover los contaminantes a base de aceite.

9. – Laven la ropa varias veces si los contaminantes o el contaminante que utilizaron fue altamente tóxico o si fueron saturadas áreas extensas de ésta. No seque la ropa entre lavados.

10. -Siempre que sea posible, cuelgue la ropa para secarla. La exposición a la luz solar puede ayudar a destruir los contaminantes que todavía permanecen en ella. Además es difícil descontaminar completamente una secadora.

11. – Para lavar la lavadora, primero vacíenla completamente y después utilicen agua caliente y detergente. Finalmente conviene secar el recipiente que se haya utilizado para lavar la ropa con una tela húmeda.

Autor: Egdar JORQUERA